piedras preciosas

Los poderes de las piedras preciosas

Elementos decorativos

Durante miles de años, las civilizaciones antiguas han creído que las piedras y los cristales servían no sólo para adornar o decorar, sino que también contaban con propiedades curativas que nos ayudaban a liberar bloqueos mentales, físicos y espirituales; incluso, que eran capaces de curar dolencias y enfermedades de distinta índole.

Hoy en día, todavía hay sectores donde se cree que es así. De hecho, si acudes a un proveedor de abalorios al por mayor, es probable que cuente con algunas de estas piedras y que pueda explicarte para qué sirve cada una de ellas.

A continuación, te hacemos un breve resumen de las propiedades de algunas:

Amatista

Está considerada como una de las que mayor protección a nivel emocional y espiritual ofrece. Puede ayudar a aliviar traumas emocionales, así como adicciones. De la misma manera, dado que aporta paz y tranquilidad, puedes colocarla debajo de la almohada si sufres de insomnio.

Aguamarina

Otorga coraje, paz interior y suerte a su portador. Le guía, disipa sus nervios y ayuda en enfrentamientos directos que deseamos esquivar.

Diamante

La conocerás por ser una de las piedras más caras y mejor valoradas; sin embargo, esto no es todo: también es la más fuerte. Aporta claridad mental y emocional, y ayuda a encarar situaciones difíciles.

Esmeralda

Dicen que está muy conectada al chakra del corazón, por lo que te ayuda a confiar en ti mismo, mejora tu intuición y proporciona una profunda limpieza emocional.

Ópalo

Otorga inspiración y creatividad a quien la lleva. Su energía te ayudará a romper con hábitos y patrones de comportamiento poco recomendables, abandonar relaciones enfermizas y redescubrir tu creatividad.

Perla

La honestidad y la pureza son sus dos grandes características. Llevarlas te impulsará a valerte más de tu sinceridad y franqueza, así como a conocerte a ti mismo.

Rubí

Básicamente, se trata de un zafiro rojo, por lo que te fortalecerá y aumentará tu resistencia en casi todos los aspectos de tu vida. Además, se dice que los rubíes funcionan como potentes afrodisíacos.

Turmalina

Ideal para potenciar tu amor propio y la confianza en ti mismo. Te abrirá el corazón para aceptarte como eres y sentirte más feliz.

Zafiro

Puedes encontrarlos en diversos poderes, pero, en general, podemos decirte que los zafiros profundizan tu conexión con tu propia intuición, serenidad y positividad.