trucos decoracion ser feliz

Trucos de decoración para ser más feliz

Elementos decorativos

La decoración del hogar es algo muy importante, ya que llegar a casa del trabajo y encontrarnos una gama de colores cálidos puede resultar muy acogedor, y suma puntos si contamos con lámparas de pie que terminen de sellar esta sensación.

La luz viene a ser la base que armoniza el ambiente, por lo que hay que darle una importancia especial y dedicarle la atención que merece con tal de garantizar que sea la adecuada. Colores, superficies, texturas y distribución de muebles son otros elementos que te ayudarán a darle a tu casa ese toque distintivo y elegante que buscas para hacerte sentir aliviado al llegar.

Luz natural

Se trata de la mejor luz que puedes tener. Transmite estabilidad emocionar, alegría y buenos ánimos cuando la habitación goza de una buena dosis. Sin embargo, en caso de que no entre mucha luz del exterior, resulta triste, opaco, deprimente… Y, para empeorarlo, ni siquiera contribuye a destacar las tonalidades ni los elementos del interiorismo, así que tu esfuerzo por decorar tu hogar de la mejor manera quedará muy deslucido.

Si tienes la mala suerte de contar con poca luz solar, pinta y decora las habitaciones en tonos claros: muebles, paredes, cortinas, cojines…

En cuanto a la decoración cuando tienes mucha luz del sol, opta por cortinas de tela suave que favorezcan la entrada de la iluminación natural.

Luz artificial

Cuando buscamos lámparas con las que decorar nuestro hogar, debemos buscar la manera estratégica de colocarlas para contribuir a la sensación de que la estancia es más amplia de lo que es realmente. Hay que tener muy en cuenta el tipo de foco del que vamos a disponer, ya que va a influir directamente en la sensación que aportará el espacio: lámparas de pie y de techo son muy distintas. Estas últimas pueden ser más útiles para iluminar la estancia en general, por lo que con sólo dos podemos iluminar un salón mediano. Por su parte, con las lámparas de pie podemos darle un toque especial a un rincón peculiar.

Si prefieres ahorrar espacio, siempre puedes optar por apliques en la pared.

Sin embargo, ten en cuenta que tampoco debes abusar de la iluminación, puesto que podría restar elegancia a la estancia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *